viernes, febrero 08, 2008

Great White en Barcelona

Acabo de llegar del concierto. Todavía me zumban los oídos (no Capo Muñón, no tanto como cuando vimos a los AC/DC en las Ventas...), pero tengo que escribir esto ahora, ya!. Me he plantado en concierto en la Sala Apolo, junto al famoso teatro barcelonés, a ver a los Great White.

He de decir que cuando mi amigo JF León me pasó los primeros discos de GW no me gustaron demasiado. Aquello no era jevi del que estaba acostumbrado, del típico que se llevaba en la época. A fuerza de oirlo me fué entrando hasta que me enganchó esa mezcla de rock y medios tiempos bluseros tan característicos de GW como la voz de Jack Rusell (que recuerda horrores a Robert Plant, vocalista de Led Zeppelin).


Sorpendentemente no había demasiada gente, con lo que me he podido poner cerquita, en un hueco a la izquierda. Cada vez me gusta más la música en salas pequeñas.


Hoy han caído de lo mejorcito que han hecho com algunas curiosidades como un tema de un disco Rusell en solitario (Paradise) y otro de Kendall (el fantástico guitarrista de GW) también en solitario. Una versión cantada por el bajista de Day of the Eagle de Robin Trower. Incluso Michel Lardie, el sacrificado hombre orquesta que toca la guitarra rítmica, los teclados y la armónica así como algo de percusión, se ha cantado aceptablemente una de mis favoritas de GW, Loving Kind.


Además temazos como Face The Day, Save your love, On Your Knees, Mista Bone, Call It Rock & Roll, Rock Me... Un puntazo ha sido la superblusera House Of Broken Love, uno de mis temas favoritos, del cual conservo como una joya el EP en vinilo que compré Galway cuando el título del tema era más o menos lo que yo vivía. El final ha sido un bis con Can't Shake It y Once Bitten Twice Shy, simplemente épico, rock'n'roll en estado puro.

Entre medias un par de temas de nuevo disco, Back to the Rythm (muy bueno, si te interesa esta crítica lo describe perfectamente), que aunque me lo bajé con un burrito, me he comprado, como recuerdo y porque este es uno de mis vicios.


En resúmen, encantado de reencontrar este rock del bueno que te pone las pilas y que, pase lo que pase, siempre está ahí. Y que siga.

2 comentarios:

Capo Muñon dijo...

Gran noche aquella en las ventas y sus tres días posteriores de pitido en los oidos.
Los Great White estos no los conocía y no me convencen.
Si quieres rock en estado puro
http://es.youtube.com/watch?v=FbK_wo1mMNs
Seguimos sin novedades

caius dijo...

Pues no te digo yo que Johnny Winter esté mal, pero podías haber buscado un vídeo de más calidad, claro que debe ser del jurásico.